Las Reuniones de Padres

Las reuniones de padres

Y llegó el momento de las reuniones de padres, otro encuentro más en el que vamos llenos de expectativas y muchas veces salimos con más preguntas que respuestas.

Pero si le agregamos el condimento extra que es el hecho de que sea en otro idioma, nos pasa que estamos entre descifrar lo que la maestra quiso decir, que no siempre es un mensaje muy claro, sumado a que a menudo resulta difícil de comprender culturalmente.

¿Te ha sucedido el estar sentados en la reunión de padres y mirarte con tu marido como diciendo ” y aquí pasa nuestro hijo la mayor parte de su tiempo” ?, “voy a ser más paciente con él de ahora en más”

Es en ese momento, cuando incorporas la idea de que tu hijo verdaderamente vive la mayor parte de su día en un ámbito diferente al que le ofreces en tu casa.

Empezando por el idioma y siguiendo por las pautas sociales y culturales. El mejor ejemplo es el de las tareas (deberes), en varios países se han eliminado, en muchos otros ni se atreven a proponer el debate. Y si bien esto parece no tener que ver con lo que buscamos en una escuela, muchas veces estos ‘detalles’ hacen toda la diferencia y nos dan pautas culturales.

En las reuniones de padres tomamos conciencia del esfuerzo que los niños deben realizar a diario y por qué es tan importante apoyarlos desde el hogar.

Si ya hace un tiempo que vives expatriada, sabrás que siempre hay cosas a las que acostumbrarse y que en cada etapa vas aprendiendo junto a tus hijos. Si por ejemplo, incursionas la primaria por primera vez, pues arremángate porque se vienen los  deberes en otro idioma.

Si estás transitando tus primeros pasos en la expatriación, pues será una aventura para toda la familia, y si te es complejo y poco orientador seguir las reuniones y las indicaciones no dudes en preguntar, es la educación de tu hijo/a la que está en juego.

Observo que a pesar de vivir en grandes ciudades donde los extranjeros no somos una novedad, muchos maestros tienen dificultades en incorporarnos en la rutina escolar, y con esto no solo me refiero a los alumnos sino a las familias. Dan por sentado que sabemos y entendemos los códigos escolares cuando anuncian por ejemplo que preparan el Talent Show o el Family Day.

Pues lo que a mí personalmente me interesa que un maestro entienda es que mis hijos llegan con un bagaje cultural diferente y que necesitarán ser evaluados con otros ojos a la hora de realizar extensos y creativos trabajos escritos en el idioma local. Por eso es que a veces los niños expatriados parecen distraídos en clase, este es el adjetivo recurrente en las reuniones de padres y entregas de informes de las familias expatriadas.

Esperamos del maestro un poco de flexibilidad. Si no la encuentras sugiero que pidas una reunión individual en la cual le plantees que tu hijo/a vive su vida en más de un idioma y que seguramente sus tiempos y modalidad de trabajo son diferentes, ni mejores ni peores.

En la próxima reunión de padres, ponte en el lugar de tus hijos, piénsalos en ese ámbito escolar y si es necesario ayuda a los maestros a tener elementos para trabajar con niños de familias expatriadas.

Si necesitas apoyo y orientación en este tema ya sabes que puedes escribirnos a hola@mamasporelmundo.com, cuanto antes lo resuelvas mejor para los niños.

Erica

Etiqueta suscripción

compartir en:

Artículos Relacionados:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.