Expatriadas con bebés

EXPATRIADAS CON BEBES

Hace unas semanas nos llegá un email de una madre expatriada superada con una situación que a simple vista puede parecer banal pero que a mi me gustaría tratar de forma específica porque no me parece igual empezar una expatriación con bebés que con niños más mayores.

No hablo de que sea más o menos sencillo, simplemente es distinto.

Los bebés son my demandantes y exigen mucho de ti misma y en una situación, como la expatriación, que conlleva muchos cambios y adaptaciones para todos, puede convertirse en una de las razones de abandono de la expatriación. 

Normalmente las madres que dejamos nuestros trabajos como consecuencia de la expatriación e iniciamos esta aventura con bebés de meses, decidimos dejar a los bebés con nosotras en casa. Las razones son variadas, económicas, personales o cómo en mi caso, imposibilidad de llevarle a guardería hasta los 18 meses.

En el mejor de los casos, quizás, podamos contratar a alguna persona que nos ayude con las cosas de casa y con el bebé, pero esto no pasa en todas las expatriaciones y en ninguna en el primer mes, tiempo mínimo que necesitas para buscar a alguna persona que te transmita la suficiente confianza para meterla en tu casa con tu bebé.

Así que, en la mayoría de los casos, nos encontramos con que el primer mes nos vamos a enfrentar a la difícil tarea de cuidar a un bebé, sin ayuda, con otros hijos posiblemente que atender, con una casa que amueblar, con maletas que ordenar, con un supermercado que explorar, con una cuenta bancaria que abrir, con un jet lag que afrontar, con las barreras del idioma que superar, con un barrio por descubrir y con un marido que tiene que trabajar, con el que con mucha suerte podrás contar a partir de las 6:00.

¿Es para querer volver a coger las maletas de vuelta o no? yo estoy recordando ese primer mes con mi bebé de 3 meses y mi hijo de 3 años y pienso que no se cómo fui capaz de superarlo. Pero aquí estoy, es más, aquí estamos, porque estoy segura de que muchas habréis o estáis pasando por lo mismo.

Y es que las madres, hacemos cosas extraordinarias en contextos de crisis ¿no os parece?

Ser expatriada con bebé no es algo sencillo, ¿te ayudo?

Laura.

Etiqueta suscripción

compartir en:

Artículos Relacionados:

Comments

  1. Hace 14 meses llegamos a Santiago de Chile mi marido, nuestro hijo de 7 meses y yo… veniamos con la.ilusion de afrontar y vivir una nueva experiencia en otro pais muy lejos del nuestro. Tras unos dias en un hotel llevamos nuestras diez maletas al que seria nuestro primer apartamento. Muy pequeño, muy feo y sin lavadora. Lo que mas me alarmó fue tener que bajar 14 pisos con el bebe y su carrito, el.cesto de la.ropa y los detergentes…
    poco a poco fui colocando la casa a mi gusto…o a hacerla mas acogedora… mi marido trabajaba todo el dia pero.se esforzaba en venir a comer cada dia, pues viviamos al lado de la.oficina. mientras yo, en pleno verano chileno y sin coche, iba y venia con mi niño por calles desiertas y un mall que me sabia de memoria. Al entrar en casa me sentia muy sola y cada vez mas lejos de casa, de los mios. Agotada de colocar maletas y atender a Lucas, me esforzaba por buscar la.parte positiva. No voy a negar que no la veia… no sabia poque estabamos a trece mil kilometros de nuestra vida, de nuestro perro… todo se me hizo muy cuesta arriba y tuve mis momentos de lloros por skipe con mi madre, mi cuñada… con todos…
    las.cosas mas tontas me desquiciaban, y me hundian… pero paso el.tiempo… poco a poco fui conociendo a gente y metiendome en un circulo de españolas ya consolidado, pues llevaban mas tiempo que yo aqui, y por edad de los niños no coincidiamos… poco a poco fui al.parque los viernes, y a ser invitada a algun desayuno… poco a poco hice, sin quererlo, una vida aqui. Una vida que siempre digo que es temporal, pero que no sabemos si realmente lo será…
    no doy mas consejo que tengais paciencia… que afronteis las cosas como vengan y, que… tengais la mente muuuuuuy abierta, para todo. Para buscar amistades o para visitar ciudades. Que no compareis nunca lo que teneis ahora con lo que teniais antes. Todo pasa por algo y todo al.final sale bien.
    volveremos a España? Por supuesto, con un recorrido que nos ha unido mas como pareja y que me ha permitido estar mas tiempo con mi hijo. Con lugares visitados que nunca habriamos puesto en nuestra lista vacacional… com experiencias vividas. Por el camino se dejan cosas, obvio, pero hay que saber si nos merecen la pena.

    • Hola de nuevo Gloria! me has emocionado mucho con tu historia. Me he sentido muy identificada con esas visitas al mall y esos trayectos que aprendemos al principio y que repetimos día tras día. Sin duda, como creo que hacemos todas, nos quedamos con lo positivo pero los comienzos son duros y toca pasar por ellos. Un beso muy grande!

  2. Qué chulada chicas.
    ¡ Pero cuántas somos y cuántas queremos compartirlo ¡
    Me encanta vuestro sitio porque además dais apoyo administrativo y de gestión, felicidades!
    Un abrazo desde Normandie, de una mama expatriada 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *